¿Cómo hacer tortillas de maíz a mano? Sigue esta práctica receta

 ¿Cómo hacer tortillas de maíz a mano? Sigue esta práctica receta

En México es conocida la frase, «sin maíz no hay país», debido a que este vegetal es uno de los alimentos de nuestra dieta básica y se utiliza desde la época prehispánica. El maíz se emplea para muchas de las recetas mexicanas o casi todas van acompañadas de tortillas o sus variantes, por lo que es muy común que en los hogares mexicanos la mayoría sepa de qué va el proceso para obtener una tortilla de maíz.

En los pueblos, rancherías y algunos lugares de las grandes ciudades del país, se sigue acostumbrando hacer las tortillas a mano, porque si bien las de la tortilería son deliciosas y las que más comúnmente se consumen por su practicidad, las tortillas hechas a mano tienen un sabor y una consistencia totalmente distinta, que las hace increíblemente deliciosas.

Si quieres preparar unas tortillas de maíz a mano en este artículo te compartimos tres formas de hacerlas, una desde la nixtamalización, que es un proceso en el que los granos se cuecen en agua con un tipo de cal comestible para ablandarlo y así molerlo después. Los dos siguientes son con harina de maíz o con masa para tortillas, así que no importa de qué país nos leas, podrás hacerlas en casa.

Tortillas de maíz hechas a mano

1. Hacerla desde cero

Ingredientes:

2 kilos de maíz

1 cucharada de cal viva

Agua, la necesaria

Sal, opcional

Sirve el maíz en una olla grande con la cal viva, también llamada óxido de calcio, agrega bastante agua, hasta cubrir el maíz y sobrepasar unos 10 centímetros. Deja a fuego alto hasta que empiece a hervir y revisa si los granos se pelan pasando los dedos por encima.

En este punto, deja 15 minutos más y retira del fuego, espera a que se enfríe. Una vez cocido el nixtamal, pásalo a una cubeta limpia con bastante agua fría, enjuaga restregando, esto ayudará a sacar los pellejitos y ve pasando los limpios a una cubeta limpia.

Lleva los granos limpios al molino, o si quieres hacerlo a la forma prehispánica deberás molerlo en metate, aunque es muy pesado y lleva mucho tiempo. Ya con la masa molida, amasa si se siente muy seca, como quebradiza, agrega un poco de agua hasta que esté bien humectada y flexible.

En algunas recetas se añade un poco de sal al gusto. Amasa y tapa con un trapo o un plástico, sin dejar espacio al aire, deja reposar unos 30 minutos.

(Sigue los pasos de la opción 3)

2. Con harina de maíz

Ingredientes:

500 gramos de harina de maíz nixtamalizado

1.5 tazas de agua

Sal, opcional

En un recipiente hondo sirve la harina de maíz, el agua y una pizca de sal, mezcla con tus manos muy limpias hasta que esté bien incorporado, amasa hasta obtener una mezcla suave, homogénea y moldeable.

(Sigue los pasos de la opción 3)

3. Con la masa comprada

Ingredientes:

500 gramos de masa para tortillas

Agua, la necesaria

Sal, opcional

Coloca la masa para tortillas en una cubeta o recipiente hondo, si está muy seca agrega un poco de agua, amasa hasta que esté moldeable y si lo prefieres agrega un poco de sal.

(A partir de aquí en adelante puedes seguir las otras dos preparaciones)

Toma una porción con las manos y forma esferitas del tamaño de una pelota de golf, aplasta cada una en una máquina de tortillas. Corta una bolsa de plástico por la mitad, coloca una mitad sobre la máquina, luego la bolita de masa y la otra mitad de la bolsa de plástico encima, cierra y aplasta.

Despega y coloca con cuidado la tortilla en un comal caliente, deja por unos 30 segundos a fuego alto y voltea. Si haces bien tus tortillas, éstas se inflarán. Dale la vuelta un par de veces y retira cuando se hayan cocido.

Verbofobia Redacción

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.